Qué es el chantaje emocional y cómo lidiar con él

31
Me Gusta
Like Lo Amo Haha Wow Triste Enojo
1

Es probable que alguna vez en tu vida te hayas sentido manipulad@ emocionalmente, sobre todo cuando te “obligan” a hacer cosas con las que no estás de acuerdo utilizando chantajes emocionales.

Muchas veces no somos capaces de identificarlos y pasan desapercibidos. Te sientes incómod@, pero no sabes por qué.

¿Qué es el chantaje emocional?

El chantaje emocional es una forma pasivo – agresiva de comunicación, ya que no se utiliza la violencia física, pero sí la emocional. Consiste en pedirte algo a cambio generando culpa y sin tomar en cuenta lo que tú quieres.

Este chantaje también es utilizado para controlarte, generando obligación y miedo, sin que tengas la posibilidad de elegir. De esta manera, influyen en tu voluntad. Generalmente es una persona muy cercana.

¡Por eso hay que tener mucho cuidado!

Cómo identificar al chantajista

  • Son observadores y analíticos, así se dan cuenta de la vulnerabilidad de la otra persona para utilizarla a su favor.
  • Reaccionan agresivamente y con impaciencia a la hora de emitir sus comentarios.
  • Amenazan cuando no consiguen lo que quieren.
  • No se hacen responsables de sus reacciones emocionales y culpan a las otras personas de lo que dicen o hacen.
  • No respetan la opinión, decisiones y sentimientos de la otra persona.
  • Sueles sentir miedo, angustia, culpa o tristeza cuando estás con esa persona.
  • Su exigencia es desmesurada y generalmente va en contra de tus necesidades y deseos.
  • No les importan los problemas de los demás.
  • Actúan con prepotencia y rigidez.
  • Cambian de humor con mucha facilidad.Generalmente usan frases para lastimar tu autoestima y autoconfianza, como: “no sirves para nada”, “no tienes idea de cómo hacerlo”.

Características que pueden
hacernos víctimas del chantaje

  • La tendencia a culpabilizarnos
  • Pretender salvar a los demás
  • Evitar las confrontaciones
  • Querer ser “bien vistos” por los demás…
  • Baja autoestima
  • No creernos merecedores de lo bueno.

Tipos de chantaje emocional

Culpa: Es el tipo de chantaje más sutil, suelen utilizar frases como “Todo lo que he hecho por ti.” “No puedes dejarme, no ves que estoy mal.” “Me decepciona tu comportamiento.” “No sé porque disfrutas haciéndome daño.” No te preocupes por mí, yo me quedo aquí, ya sé que molesto en todas partes…”

Agresión: Directa y utiliza el miedo y el castigo a través de una amenaza. “Si me dejas, me mato.” Si no haces lo que te pido, te dejaré de hablar.” “Si no quieres vivir conmigo, tal vez es que no me quieres…”

Regalos: Mucho más difícil de detectar, porque la manipulación se esconde tras un acto lindo. Las personas chantajistas utilizan regalos y promesas para conseguir lo que quieren. “Si me acompañas, te regalo.” “Si vienes conmigo, te doy todo lo que quieras.” “Tú haz lo que yo te diga y ya verás como no tendrás que preocuparte por nada”.

Cómo lidiar con el chantaje emocional

Trabaja en tu autoestima

Esta es la mejor forma de blindarte ante personas tóxicas. Amarte mucho y saber que te mereces todo lo que deseas y quieres, es ser fuerte ante las agresiones externas.

Hazte cargo de la culpa

Reduce la culpabilidad, ante tus posibles errores responsabilízate buscando soluciones y aprendiendo de la experiencia.

Adelántate a las respuestas

Prepárate a las conversaciones, aprende de situaciones pasadas, analízalas y saca tus propias conclusiones, que te pueden ayudar a tener más recursos en la próxima conversación con el chantajista.

No estés a la defensiva

Atacar o gritar sólo hará más fuerte a esa persona o le dará más armas para chantajearte, recuerda que esa persona es experta. En vez de eso, utiliza frases como:

“Puede que tengas razón”. “Entiendo que puedas pensar así”. “Es probable que me esté equivocando”, es una técnica llamada ¡ “Banco de Niebla” y se utiliza para llegar a un acuerdo y desarmarlo.

Eso sí, ten consciente que no todo lo que dice es correcto y no caigas en su tramba, utilizar estas frases es sólo para desarmarlo, no para creértelas.

Mantente firme

Si ya decidiste algo o te sientes muy confiado en lo que quieres, no tienes por qué dar explicaciones. Mantente firme y haz lo que deseas, no importando lo que diga la otra persona.

No tengas miedo de decir “no”

Di “no” cuantas veces sea necesario, sobre todo si es algo que se antepone a tus sentimientos, decisiones y deseos. Recuerda lo importante que eres y todo lo que te mereces.

Comprensión

Tenerle compasión al chantajista también te ayudará a entenderlo y a no caer en su trampa.

Este tipo de personas suelen tener dificultades emocionales, inseguridades, fragilidad, baja autoestima, insatisfacción personal, celos, miedo al abandono, temor a la soledad, dependencia.

Además de otras como necesidad de atención, de cariño y afecto, de ganar y conseguir un logro para sentirse bien, así que entenderás que tampoco se la está pasando tan bien.

Recuerda muy bien: “El amor no reclama posesiones, sino que da libertad” Rabindranath Tagore

Derechos asertivos frente al chantaje emocional

El derecho de ser tratado con respeto y dignidad.
El derecho a rechazar peticiones sin tener que sentirte culpable.
El derecho a experimentar y expresar tus propios sentimientos.
El derecho a detenerte y pensar antes de actuar.
El derecho a cambiar de opinión.
El derecho a pedir lo que quieras
El derecho a hacer menos de lo que humanamente eres capaz de hacer.
El derecho a ser independiente.
El derecho a decidir qué hacer con tu propio cuerpo, tiempo y propiedad.
El derecho a pedir información.
El derecho a cometer errores, y ser responsable de ellos.
El derecho a sentirte a gusto contigo mismo.
El derecho a tener tus propias necesidades y que sean tan importantes como las necesidades de los demás.
El derecho a tener opiniones y expresarlas.
El derecho a decidir si satisfaces las expectativas de otras personas o si te comportas siguiendo tus intereses, siempre que no violes los derechos de los demás.
El derecho a hablar sobre el problema con la persona involucrada y aclararlo.
El derecho a obtener aquello por lo que pagas.
El derecho a escoger no comportarte de manera asertiva o socialmente habilidosa.
El derecho a tener derechos y defenderlos.
El derecho a ser escuchado y ser tomado en serio.
El derecho a estar a solas cuando así lo escojas.
El derecho a hacer cualquier cosa mientras que no violes los derechos de alguna otra persona.

 

Fuente: amorfm.mx

Me Gusta
Like Lo Amo Haha Wow Triste Enojo
1