Síntomas de la crisis de los 40

259
Me Gusta
Like Lo Amo Haha Wow Triste Enojo
221

Todo parece indicar que son las mujeres las que sufren más al llegar al cuarto escalón, o sea, a los 40 años y es lógico, ya que están en una etapa biológica en la que no son ni jóvenes, ni viejitas, su cuerpo ha cambiado más de lo que creían (y querían) y además llega la menopausia, el síndrome del nido vacío y un millón de cosas más.

Esta etapa también es conocida como la crisis de la mediana edad y se caracteriza por ciertos cambios tanto físicos, como emocionales, empiezan a tener un tendencias a preguntarse si van por el camino correcto, junto con un estado de aislamiento y tristeza. Es de acuerdo a las características de personalidad de cada mujer, que estás situaciones podrían afectar en mayor o menor escala a su vida diaria.

¿Cuáles son los síntomas?

Tomas decisiones precipitadas

En esas evaluaciones continuas sobre tu vida puede que descubras que no estás satisfecha con tu matrimonio, tu trabajo, etc. Y es peligroso cuando tomamos decisiones de forma impulsiva basándonos en los sentimientos de ese momento determinado. Actuar antes de pensar en las posibles consecuencias a largo plazo de cada decisión puede llevar a un gran arrepentimiento.

Sientes que estás perdiendo la cabeza

Es frecuente que mujeres que pasan por esta crisis digan: “siento que me estoy volviendo loca”, “no puedo recordar dónde he dejado las cosas”, “no sé por qué entré en la habitación”, “estoy cabreada todo el tiempo”… Este cambio repentino en determinadas características de la personalidad puede deberse a una disminución en los niveles de estrógenos, que puede comenzar entre 5 y 10 años antes de la menopausia. Además, para algunas mujeres la menopausia supone un gran estigma.

No puedes dormir por la noche

Si te despiertas en medio de la noche puede estar relacionado con los niveles hormonales. Incluso aunque todavía tengas la menstruación la disminución de estrógenos y testosterona puede producir cambios en ti. De hecho, hay estudios que indican que los niveles decrecientes de estrógeno durante la perimenopausia y menopausia pueden hacer que una mujer sea más susceptible a factores ambientales y de otro tipo, lo que puede alterar aún más el sueño y llevar al insomnio. En este otro artículo te descubrimos el tratamiento del insomnio para que puedas solventar esta situación.

Estás constantemente aburrida

El aburrimiento puede ser un signo de la crisis de la mediana edad en mujeres. Puede que te sientas atrapada en la rutina, donde la oportunidad de divertirse no está ya disponible. Una posible solución es hacer algo fuera de la rutina que te divierta: escuchar música, hacer deporte, clases de baile, etc.

Tienes un sentimiento abrumador de pérdida

Puede que tengas la sensación de que hay algo en tu vida que se ha escapado. Durante esta crisis hay un cierto grado de pérdida, aunque no al nivel de una depresión clínica. La pérdida de los sueños o de la idea de quién quería ser es una confrontación con la realidad que puede producir en la gente una gran decepción. En el caso de que hayas conseguido todos tus objetivos, puede que te hagas la pregunta “¿y ahora qué?”.

Problemas con el físico

Mirarse al espejo para sentirse bien y cuidarse el algo normal y sano, pero pasar horas mirándote al espejo para fijarte en las arrugas y otros cambios asociados a la vejez, no lo es tanto. Algunas personas pueden llegar al extremo para tratar de alcanzar de nuevo un aspecto joven. Algunas mujeres incluso llegan a arruinarse para impedir o dejar de ver los cambios inevitables de la edad. Mientras que hay algunas mujeres que en esta crisis se obsesionan con perfeccionar su aspecto físico, otras pueden negarse un mínimo de autocuidado, similar a lo que puede ocurrir en el caso de la depresión.

Piensas que ya no hay nada que esperar de la vida

Mujeres que están pasando por la crisis de los 40 sienten que son más mayores que la edad que realmente tienen. Un estudio descubrió que sentirse mayor predice un menor bienestar psicológico y una menor satisfacción con la vida en comparación con aquellos con actitudes más favorables sobre el envejecimiento.

Algo que tenemos que hacer como sociedad es preguntarnos si esta narración negativa de sentirse más mayor deriva de su entorno, es decir, ¿la sociedad o su entorno cercano las tratamos como si fueran mayores o es un patrón cultural que ha sido internalizado por algunas de estas mujeres?

Sientes que lo mejor de tu vida ya ha pasado

Creer que todos los acontecimientos y cosas buenas ya han pasado en tu vida y no van a volver a ocurrir puede ser un signo de que estás pasando por la crisis de los 40. Este pensamiento es algo generalizado en nuestra cultura. Lo bueno es que esto ha ido cambiando y se ve cómo las personas pueden tener los mejores momentos de sus vidas a medida que envejecen, ya que el disfrute deja de estar tan relacionado con los años y lo está más con la gratificación personal.

(Fuente: https://www.psicologia-online.com/crisis-de-los-40-en-mujeres-3915.html)

Pero no hay nada de que preocuparse, existen maneras de afrontar estas situaciones. 

  1. Acepta tu edad y sé positiva.
  2. Busca nuevos hobbies, algo que hacer, sal de tu zona de confort.
  3. Si es necesario acude con un profesional

Aún tienes mucho por vivir y demasiadas cosas que disfrutar.
Recuerda que la edad solo es un número, así que disfruta igual que siempre (o un poco más).

Me Gusta
Like Lo Amo Haha Wow Triste Enojo
221