Accidentes más comunes en el hogar

0
459
Accidentes en el hogar
Me Gusta
Like Lo Amo Haha Wow Triste Enojo

¿Sabes cuáles son los accidentes más comunes en el hogar?  Si no te imagina los accidentes, aquí te los decimos para evitarlos o tener precauciones, así como para solucionarlos.

Los accidentes más comunes son en el hogar. Sí, en el hogar, auque no lo creas.

El hogar es el sitio que ofrece mayor seguridad y tranquilidad a las personas y es donde los ciudadanos pasan muchas horas a lo largo de su vida, y es allí donde también existen mayores posibilidades de que surja algún accidente o varios accdicentes de cualquier tipo.

Hay tres grupos de personas que sufren accidentes en el hogar con mayor frecuencia:

  • Los niños menores de 5 años.
  • Los ancianos mayores de 65 años.
  • Amas de casa: las mujeres, sobre todo las mayores de 45 años, son uno de los grupos de población que más lesiones sufren dentro del hogar. La cocina es uno de los escenarios clave para la aparición de estos accidentes.

 

Principales escenarios en los que se producen accidentes en el hogar:

Cocina, cuarto de baño, dormitorio, sala de estar y jardín.

 

Principales accidentes que se producen dentro de casa:

  • HERIDAS Y HEMORRAGIAS

Causas principales. El contacto de manos y pies con objetos cortantes y punzantes.

Cómo prevenirlas. Poner fuera del alcance los objetos cortantes o punzantes. Colocar los cuchillos en los cajones con las puntas hacia dentro, y no utilizarlos para otros trabajos (destornillador). Revisar los platos y vasos rotos. Guardar las cuchillas de afeitar en un lugar distinto de otros utensilios del cuarto de baño, como peines, cremas, etc.

¿Cómo se debe actuar?

Si tras la herida se produjera una hemorragia:

Taponar la herida, haciendo una presión fuerte sobre la misma. Si el sangrado continuara, se debería hacer un torniquete. En cualquier caso, hay que llamar a los servicios de urgencias.

  • QUEMADURAS

Causas principales.El contacto o proyección de objetos, partículas o líquidos a temperaturas elevadas: estufas, lámparas, hornos, ubicados en lugares accesibles. Utilizar recipientes calientes sin asas. Manejar objetos a altas temperaturas sin guantes. Freír o cocer alimentos sin tapadera (agua, aceite). Manipular inadecuadamente petardos, cohetes…

Cómo prevenirlas. Colocar protecciones en los objetos calientes y que resultan accesibles. No sobrecargar los enchufes eléctricos. No fumar en la cama. Utilizar guantes para coger objetos calientes. Los mangos de sartenes no deben sobresalir del mueble de la cocina. Alejar a los niños de la cocina mientras se prepara la comida. Manipular con cuidado productos peligrosos: petardos, ácidos… Manejar con cuidado el uso de velas.

¿Cómo se debe actuar?

Apartar al accidentado de la fuente de calor. Si la ropa estuviera en llamas, intentar apagarla con una manta o hacer que ruede por el suelo. No quitar la ropa, salvo si es quemadura por producto químico, ya que corroe la piel. Calmar el dolor, sumergiendo la parte afectada en agua durante diez minutos. No aplicar sobre las quemaduras ningún tipo de pomada, loción o aceite. Llamar a los servicios de urgencias.

  • CAÍDAS Y GOLPES

Causas principales. Suelos poco limpios: con agua, grasas, aceites, etc. Suelos que resbalan por el uso de ceras. Existencia de huecos abiertos y mal protegidos. Utilización de elementos inadecuados para alcanzar objetos (sillas en lugar de escaleras). Objetos en medio de los lugares de paso, como sillas o juguetes en pasillos.

Cómo prevenirlas. Mantener el suelo libre de obstáculos. Evitar tener las superficies resbaladizas. En el cuarto de baño, usar alfombrillas para no resbalarse. Revisar las barandillas de las escaleras para que estén a la altura correcta. No utilizar escaleras defectuosas ni sillas para acceder a lugares altos.

¿Cómo se debe actuar? Una caída o golpe puede producir un hematoma o cardenal, un esguince, una luxación o una fractura:

Hematoma: usar hielo para calmar el dolor y reducir la inflamación y aplicar algún analgésico (pomada antinflamatoria) del botiquín. Esguince, luxación o fractura: evitar que el accidentado se mueva; para ello, si se tiene conocimiento hay que inmovilizar el miembro afectado con una férula. Si no se sabe cómo actuar, es mejor no hacer nada y acudir a los servicios de urgencia.

  • ATRAGANTAMIENTOS

Causas principales. Introducción por la boca o por la nariz de objetos cuyo tamaño es superior al de las vías respiratorias. Atragantamiento por alimento o por saliva.

Cómo prevenirlos. Evitar que los niños de corta edad jueguen o manipulen objetos pequeños o piezas que puedan desmontarse (botones, canicas, ojos de peluches…). Al comer, hay que llevarse a la boca trozos más pequeños de comida y masticarlos lentamente, no engullir. No hablar con la boca llena, porque la comida puede pasar a las vías respiratorias.

¿Cómo se debe actuar?

Si es un atragantamiento leve por alimento, hay que animar a la persona a toser. Si el atragantamiento es más grave, realizar la maniobra de Heimlich que consiste en abrazar al accidentado por detrás, con las manos entrelazadas por encima de la cintura y apretar con fuerza cuatro veces en dirección hacia arriba. Si la persona está inconsciente, tumbarlo boca arriba y revisar la boca. Apretar con el talón de la mano por encima de la cintura y moverla en dirección a la cabeza.

  • INTOXICACIONES Y ENVENENAMIENTOS

Causas principales. Medicamentos. Productos de limpieza. Insecticidas. Productos de jardinería. Pinturas, disolventes. Productos de perfumería y estética. Bebidas alcohólicas. Alimentos.

Cómo prevenirlas. Guardar todos los productos en un lugar seguro, fuera del alcance de los niños. Los medicamentos deben guardarse en un botiquín. Mantener los productos en sus envases originales. Seguir las instrucciones de uso que aparecen en las etiquetas. No almacenar juntos distintos tipos de productos (alimentos, tóxicos, etc.).

¿Cómo se debe actuar?

Tener a la vista el número de urgencia y del Servicio Nacional de Toxicología: 915 620 420. Identificar la sustancia ingerida. No provocar el vómito si son sustancias como la lejía, ácidos… Dar a beber claras de huevos para hacer una película en el estómago. Provocar el vómito si son medicamentos o insecticidas, previa ingesta de abundante agua. Si es intoxicación por gas, retirar al accidentado del ambiente nocivo.

  • INTOXICACIONES ALIMENTARIAS

¿Qué es una intoxicación por alimentos? La intoxicación alimentaria se produce a consecuencia de ingerir alimentos contaminados con bacterias comunes. Suele ocurrir por carne mal cocinada o productos, como mayonesas, que están al aire libre varios días.

Recomendaciones para evitar intoxicaciones alimentarias:

Consumir inmediatamente las salsas. No aprovechar la salsa que sobra, especialmente si lleva huevo.

– Cocinar bien carnes, pescados y moluscos.

– El interior del alimento debe alcanzar al menos a 70º durante la cocción, ya que es la temperatura a la que mueren los microorganismos.

– Conservar en la nevera a menos de 7º los alimentos que no se van a consumir inmediatamente o mantenlos calientes a más de 60º.

– Calentar las sobras a la temperatura máxima antes de servirlas.

– Congelar los pescados que se consumen crudos a una temperatura de 18º bajo cero durante al menos 24 horas.

– Lavar con abundante agua potable las frutas y las verduras que se toman crudas.

– Al cocinar, lavarse siempre las manos con agua y jabón antes de manipular los alimentos, sobre todo después de ir al baño, coger el teléfono o limpiarse la nariz.

– Evitar el contacto de alimentos crudos y cocinados.

– Un alimento bien cocinado es estéril, pero puede contaminarse si se pone junto a otro crudo que contenga gérmenes.

– Limpiar bien la cocina una vez al día, sin olvidar paños, bayetas y estropajos.

– No consumir leche cruda no pasteurizada.

– Mantener los alimentos fuera del alcance de insectos, roedores y mascotas.

– No interrumpir la cadena de frío en alimentos congelados o refrigerados. Respetar la fecha de caducidad.

– Rechazar los alimentos que vienen en envases abombados, oxidados o deteriorados.

– Almacenar la basura en recipientes cerrados y alejarlos de los alimentos destinados al consumo.

– En los establecimientos públicos, rechazar los alimentos que no estén conservados en condiciones sanitarias adecuadas, es decir, los que no estén refrigerados ni protegidos en vitrinas.

  • ELECTROCUCIONES

Causas principales. Instalaciones y aparatos eléctricos que de las casas en mal estado. En caso de que una persona sufra un accidente por electrocución puede producir desde el conocido “calambrazo” hasta la pérdida de extremidades o la muerte por paro cardíaco.

Cómo prevenirlas. No conectar aparatos que estén mojados. No utilizar aparatos eléctricos estando descalzos, aunque el suelo esté seco. No tener aparatos eléctricos e instalaciones a menos de un metro del borde de la bañera. Comprobar que las instalaciones eléctricas estén en buen estado y que no haya cables pelados. Usar enchufes con protección para los niños. Ante cualquier reparación o manipulación de la instalación eléctrica desconectar el interruptor general. No meter ningún producto metálico en los orificios de los enchufes.

¿Cómo se debe actuar?

Excepto en el conocido “calambrazo”, que consiste en una descarga eléctrica muy leve, tanto si en el accidentado se produce una quemadura como pérdida del conocimiento o parada cardiorrespiratoria, hay que avisar de inmediato a los servicios de urgencia, aunque si la quemadura es leve, mientras le asisten se puede poner en práctica lo visto anteriormente.

  • DOLORES MÚSCULO-ESQUELÉTICOS

Causas principales. Las labores de la casa desencadenan con frecuencia dolores músculo-esqueléticos, pero muchas veces se deben a la adopción de malas posturas y prácticas en el quehacer diario.

Cómo prevenirlos.

– Al limpiar grandes superficies: evitar movimientos forzados del cuerpo. Se debe rodear la superficie siempre que sea posible, alargar el brazo pero sin inclinar la columna excesivamente.

– Al cargar peso: agacharse con las piernas rectas y doblando las rodillas, doblar las piernas manteniendo la espalda recta y transportar la carga lo más pegado al cuerpo posible. Si se transportan varias bolsas, distribuir la carga en ambas miembros superiores.

– Al realizar trabajos de pie sobre superficies planas como planchar, limpiar pescado etc., mantener un pie en alto y apoyado sobre un objeto o taburete e ir alternando conforme avance la tarea. De esta forma se mantendrá la columna recta y la espalda lo agradecerá.

– Al sentarse hay que apoyar la espalda en el respaldo, evitar resbalarse por el asiento o inclinarse hacia delante y arquear la espalda.

– Al colocar objetos en altura no poner estanterías a altura excesiva, que dificulten su manipulación. Si se colocan los objetos más altos de la altura del pecho, utilizar una banqueta o escalera. Si se intenta descansar en el sofá, dormir de costado con las rodillas dobladas o de espalda con la almohada debajo de las rodillas.

¿Cómo se debe actuar?

Uno de los tratamientos más recomendados para corregir y paliar los dolores músculo esquelético es la realización de ejercicio. El fortalecimiento muscular favorece el bienestar, ya que puede corregir el déficit que el trabajo ocasiona.

 

Fuente: Facua

 

Me Gusta
Like Lo Amo Haha Wow Triste Enojo